GHOSTING: EL PELIGRO DE LAS RELACIONES VIRTUALES

admin

El ghosting visto por Vivat Psicólogos Oviedo

Es un fenómeno reciente, pero a lo largo de nuestra experiencia en Psicología y Terapia de la Pareja, en Vivat Psicólogos Oviedo no somos ajenos al fenómeno del Ghosting. Bajo este término inglés se describe la situación vivida por aquellas personas afectadas psicológicamente por la ruptura o fracaso de una relación afectiva en el mundo virtual.

Es un hecho que nuestras relaciones afectivas, sentimentales o no, se canalizan cada vez más a través de medios virtuales, tales como las redes sociales o los grupos de Whatshapp, Line u otros soportes de mensajería instantánea. Esto da lugar a relaciones que son susceptibles de desarrollarse al margen incluso de la realidad, o que se caracterizan por hacernos blanco fácil de manipulaciones o presiones indeseables. Se pueden, pues, establecer relaciones verdaderamente afectivas con personas que no tienen una existencia real, o al menos, cuya personalidad nada tiene que ver con lo que nosotros creemos. En estos casos, cuando existe una verdadera ocultación de personalidad, las relaciones virtuales suelen estar abocadas a una ruptura súbita, que la mayoría de las veces produce efectos anímicos no deseados en la otra persona, la persona real, pudiendo llegar a ser causante de verdaderos estados de depresión reactiva o de ansiedad. Es entonces cuando hablamos de la existencia de un fenómeno de ghosting.

En una sociedad cada vez más interconectada donde las relaciones personales, se entablan, desarrollan e incluso interrumpen por canales indirectos, y en realidad muchas veces impersonales, éste es un fenómeno creciente. Eso es algo que vemos cada vez con más frecuencia y cuya incidencia en el desarrollo personal y emocional, como psicólogos en Oviedo especializados en terapias de pareja, no podemos ignorar.

Las personas más susceptibles de ser potenciales víctimas del ghosting son precisamente aquellas con problemas de inseguridad o dependencia emocional, que no han superado una ruptura anterior o que sufren ansiedad derivada de problemas de pareja que no han sido objeto de la debida terapia por psicólogos especializados. Una ruptura brusca en el mundo de las redes sociales o verse repentinamente excluido de un grupo o comunidad virtual en el que se habían establecidos lazos afectivos estrechos, puede desatar reacciones psicológicas muy adversas, al interrumpir el contacto con aquellas personas con las que se ha llegado a intimar por un trato continuado y creado vínculos emocionales verdaderos, siquiera sea a través de estos canales virtuales.

Desde nuestra experiencia en Vivat Psicólogos en Oviedo, os recomendamos, como siempre, poneros en manos de profesionales expertos en psicología y terapias de pareja, para paliar cualquier situación de sufrimiento derivada de la causa que sea.